Apple asegura haber parcheado la mayoría de los exploits de la CIA

Hace unas horas saltó una noticia bomba, WikiLeaks confirmaba que la CIA desarrolla exploits para distintos dispositivos tecnológicos, y además, estos habían sido filtrados en cientos de miles de líneas de código.

Dichas filtraciones señalaban que la CIA busca de forma constante nuevas formas de introducirse en los teléfonos de sus objetivos a través de malware y agujeros de seguridad en plataformas como iOS, Android, Windows e incluso televisores inteligentes de la marca Samsung.

Pues bien, cómo era de esperar, las reacciones no han tardado en aparecer, y según afirma un portavoz de Apple:

Apple está profundamente comprometida a salvaguardar la privacidad y la seguridad de nuestros clientes. La tecnología integrada en el iPhone de hoy representa la mejor seguridad de datos disponible para consumidores y trabajamos constantemente para ello. Nuestros productos y software están diseñados para entregar actualizaciones de seguridad rápidamente a nuestros clientes, con casi el 80% de los usuarios ejecutando la última versión de nuestro sistema operativo. Aunque nuestro análisis inicial indica que muchas de las debilidades filtradas hoy ya estaban parcheadas en el último iOS, seguiremos trabajando para atajar rápidamente cualquier vulnerabilidad identificada. Siempre instamos a los clientes a descargar la última versión de iOS para asegurarse de que tienen las últimas actualizaciones de seguridad.”

De esta manera, los de Cupertino intentan que todos los usuarios de iOS mantengan la calma al confirmar que la mayoría de las vulnerabilidades que mencionan la CIA han sido parcheadas.

Eso sí, el comunicado habla sobre “la última versión de iOS”, es decir, iOS 10.2.1, por lo que quizás se intenta matar dos pájaros de un tiro instando a los usuarios a que actualicen a la última versión publicada hasta la fecha, perdiendo por cierto la posibilidad de realizar jailbreak al dispositivo.

En resumidas cuentas, aunque nos encontramos ante uno de los problemas de seguridad más importantes de la historia si estos datos llegasen a manos que no deberían, actualmente ningún usuario de a pie debería preocuparse por ello.